Las historias detrás del Grito

Datos Curiosos

1.    Hidalgo no tocó la campana de Dolores personalmente, ordenó al vicario que subiera a la torre y la tocara. La tradición de que el presidente toque la campana comenzó en 1896 cuando Porfirio Díaz ordenó trasladar el esquilón de San José (nombre de la campana) a la ciudad de México y colocarla en Palacio Nacional. 

2.    Hidalgo no estaba muy convencido de participar en las conspiraciones de Querétaro y San Miguel; finalmente aceptó y reconoció que el jefe de la insurrección sería Allende, el problema fue que al ser descubiertos, Allende se echó para atrás pero Hidalgo no dudó y se lanzó a las armas asumiendo el liderazgo del movimiento. 

3.    Hidalgo no tenía planeado tomar la imagen de la virgen de Guadalupe como bandera del movimiento insurgente;  en Atotonilco mientras tomaba un descanso en la sacristía de la parroquia, la gente del pueblo que lo acompañaba tomó la imagen que se encontraba en el templo y la colocó en un palo de tendedero. Hidalgo y sus hombres escucharon el barullo que se hizo y salieron al atrio. Ahí se percataron de que el pueblo había hecho de la guadalupana su abanderada y decidieron seguir el ejemplo. 

4.    Hidalgo y Allende no tuvieron buena relación durante la guerra de independencia. Sus diferencias se agigantaron con el paso de los días, sobre todo porque el cura nunca respetó el mando militar de Allende y permitió muchos excesos: saqueo y asesinatos. Hidalgo se ensoberbeció de tal modo, que Allende intentó envenenarlo –según refiririó en su proceso-, pues consideraba que su muerte le haría bien al movimiento, aunque nunca pudo hacerlo.

5.    No hay una versión oficial acerca de lo que gritó Hidalgo la madrugada del 16 de septiembre de 1810 pero lo más probable es: “Muera el mal gobierno” “Viva Fernando VII” y “Viva la santa religión”.

6.    Porfirio Díaz NO cambió la celebración de la independencia del 16 de septiembre al 15 de septiembre para celebrar su cumpleaños junto con el de la Patria. La independencia se celebraba la noche del 15 desde la década de 1830, cuando Díaz apenas era un niño. 

7.     El primer gobernante que fue al pueblo de Dolores a celebrar el inicio de la independencia y que salió al balcón de la casa de Hidalgo a gritar vivas a México y a la independencia fue Maximiliano de Habsburgo en septiembre de 1864.