Emiliano Zapata

La revolución - Personajes

Emiliano Zapata Salazar, líder indiscutible de la Revolución Mexicana, nació en Anenecuilco el 8 de agosto de 1879. Símbolo nacional de los humildes, querido por los históricos luchadores, todo un mito de la lucha revolucionaria.

Sus padres fueron los campesinos Gabriel Zapata y Cleofás Salazar. Estudió con un viejo soldado de Benito Juárez, el profesor Emilio Vera; trabajó como labrador y arriero. Desde joven defendió a los campesinos frente a los abusos de los hacendados. Es el 11 de marzo de 1911, apoyando a Madero en su llamado de rebelión nacional, que Emiliano Zapata se levanta en armas.

El 28 de noviembre lanza el Plan de Ayala, exigiendo una distribución justa de tierras por parte de los grandes terratenientes a los campesinos desposeídos; en un principio siguió el camino maderista, hasta ver que las promesas del presidente se esfumaban, y entonces fue su enfrentamiento.

Cuando se fractura la relación entre Carranza y Villa, sigue al Centauro del Norte y entran a la Ciudad de México en noviembre de 1914; se nombran Ejército Libertador del Sur.

En 1919, Zapata cumplía ocho años de lucha ininterrumpida. Primero contra Porfirio Díaz, luego contra Madero, Victoriano Huerta y finalmente Carranza. Hizo su revolución ""contra todo y contra todos"". No se doblegó ante nadie, pero tampoco escuchó el llamado de los tiempos; su visión social no tuvo alcance nacional; se limitaba a su amado estado de Morelos

El 10 de abril de 1919, en la Hacienda de Chinameca, acudió acompañado por su escolta de cien hombres; un ordenanza tocó llamada de honores, señal para que tiradores escondidos en las azoteas abrieran fuego, consumando la traición de Jesús Guajardo.

De Zapata es su famosa sentencia: ""Es mejor morir de pie que vivir toda la vida arrodillado"".

Consulta también:

La rebelión de Zapata

Video: La ruta de Zapata

Zapatismo derrotado