2012, ¿el año que vivimos en peligro?

El siglo de la conquista - Hechos

Se ha desplegado una gran curiosidad en el mundo por el significado del año 2012, de acuerdo con su equivalente en el calendario maya. Han aparecido numerosas especulaciones que van de los libros proféticos al cine catastrofista, incluso a la formación de sectas que se organizan de distintas formas para enfrentar el ""fin del mundo"". En todo el planeta los mayas y su calendario son objeto de toda clase de discusiones y fabulaciones, pero en su entorno hay pocos análisis sustentados.

Los pueblos antiguos creyeron en creaciones sucesivas y cíclicas del mundo. El Popol Vuh relata las aventuras de los gemelos divinos, el Sol y Venus. Hay testimonios materiales acerca de cómo los mayas hicieron cálculos matemáticos y astronómicos para fijar de manera muy precisa el inicio de su era. Es de suponer que detectaron un fenómeno astronómico importante en un pasado muy lejano, al que tomaron como punto de partida. Esa fecha la dejaron labrada en las estelas de algunas ciudades como Cobá en Quintana Roo, Palenque en Chiapas y Quiriguá en Guatemala, así como en el Códice Dresden. 

Algunos investigadores han establecido una vinculación de esa referencia con nuestro calendario. Sabemos que el inicio de su era fue un 13 de agosto del 3113 a.C., según la correlación de los investigadores (Joseph T.) Goodman-(Juan) Martínez-(Eric) Thompson (correlación mejor conocida como GMT). Los mayas crearon un complejo sistema que les permitía llevar la cuenta de los días o soles de manera muy precisa. Cuando los mayas escribían sus fechas anotaban la Cuenta Larga, el Tzolkin o calendario sagrado, el Haab o calendario civil o solar y las series suplementarias. 

Para señalar el inicio de su era los mayas establecieron: 13 baktun, 0 katun, 0 tun, 0 uinal, 0 kin, el díasagrado 4 Ahau y el mes civil 8 Cumhu. Esta fecha, como parte de un ciclo, se volverá a repetir el 22 de diciembre de 2012, en el que se completa un gran ciclo de 13 Baktunes, 1 872 000 Soles desde el inicio de la era maya. Para los mayas esta fecha es un referente y también una manera de vincular al hombre con lo sagrado. Los astros son energías divinas con una carga positiva o negativa para los humanos y su mundo. Los acontecimientos del pasado se registran en el futuro, donde el tiempo se reencuentra, por lo que puede pronosticarse el porvenir. 

El número Cuatro en figura completa, tiene el rostro de un anciano, es Kin, el Sol viejo. Carga en sus espaldas al día Ahau, que es la presencia radiante del Sol, señor y raíz misma del tiempo. Cuando las mayas utilizaron numerales en variantes de cabeza o figuras completas son realmente dioses portadores de las cargas del tiempo, corren en el cielo con sus mecapales (bultos, fardos), se detienen en un punto y depositan su carga. ""Los días o Kines -Miguel León Portilla- son seres vivientes, fuerzas personificadas a las que los mayas dirigen sus devociones. Su influencia penetra todas las formas de actividad y todos los momentos de la vida. Son en verdad auténticos dioses"". El Cuatro Ahau, marca el principio de la era maya y el inicio de un nuevo ciclo; allí se encierra el significado del año 2012, una fecha que, por una parte, nos remite a una fe en una renovación proveniente de la antigüedad y, por otra, hace visible nuestras incertidumbres y miedos fundados en el presente.